Ayuda a personas mayores, ¿qué hacer cuando se necesita?

En qué consiste la ayuda a domicilio y cuáles son sus funciones

Organizar la asistencia social puede ser todo un reto. Desde saber por dónde empezar, hasta qué tipo de atención y apoyo necesita y quién lo paga, hay muchas preguntas que hacerse. Pero no está solo: estamos aquí para ayudarle en el proceso.

No basta con estar vivo. Una buena calidad de vida es especialmente importante para los adultos mayores que se enfrentan a problemas de salud crónicos y a grandes cambios en su vida.

Sentirse satisfecho y realizado es tan importante para el bienestar general como acudir a las revisiones periódicas del médico. De hecho, tener una visión positiva de la vida puede ayudar a los mayores a tener más energía, menos estrés, mejor apetito y prevenir el deterioro cognitivo.

 

Claves en la ayuda a domicilio para los cuidadores de personas mayores

Compartimos contigo 5 formas de ayudar a los adultos mayores a mejorar su calidad de vida.

Tratar la depresión

La depresión tardía afecta a 7 millones de personas mayores de 65 años.

Puede estar causada por acontecimientos vitales estresantes, como la jubilación o la pérdida de un cónyuge. También puede deberse a una enfermedad o a los efectos secundarios de la medicación.

Para mejorar la calidad de vida, es importante reconocer los signos de la depresión y obtener ayuda de un médico, psicólogo, terapeuta o consejero.

Ayude a que se sientan útiles y necesarios

Desde los más jóvenes hasta los más mayores, todo el mundo quiere ser útil.

Cuando cuides a un adulto mayor, haz todo lo posible para que sienta que sigue necesitando su ayuda y que no es una carga.

Incluso si no pueden hacer estas tareas de forma eficiente o perfecta, no pasa nada. Lo importante es que contribuyan.

Pide ayuda para las tareas que puedan realizar, como por ejemplo

Doblar la ropa
Organizar los cajones
Abrir el correo
Redactar las listas de la compra o de las tareas domésticas
Recortar cupones
Ponerle al día de las noticias
Preparar la cena, por ejemplo, cortar las verduras
Acompañarte a hacer la compra o a hacer otros recados

Fomentar la actividad física regular

La actividad física regular, por suave que sea, ayuda a mantener el cuerpo y la mente equilibrados y positivos.

Desde el punto de vista físico, el ejercicio refuerza el sistema inmunitario, reduce la presión arterial, mejora la calidad del sueño, mejora la salud del corazón, alivia la ansiedad, mejora la fuerza y la resistencia, etc.

Manténgalos mentalmente activos

Los crucigramas, los sudokus, otros juegos cerebrales, la lectura y la escritura son actividades estupendas para la estimulación mental.

Tener una mente aguda y activa mejora el bienestar general.

Ayúdeles a mantenerse conectados con la familia, los amigos y la comunidad

Las personas mayores aisladas y solitarias tienen una vida más corta y corren un mayor riesgo de padecer demencia.

Prevenga esto alentando y ayudando a su adulto mayor a mantenerse conectado con su comunidad.

Algunas sugerencias

  • Haga arreglos para que la familia y los amigos los visiten, coman con ellos o los lleven de paseo regularmente
  • Organice el transporte para que puedan ir a los centros para mayores.
  • Anímele a asistir a cualquier fiesta: cumpleaños, graduación, vacaciones, etc.
  • Involucrarlos en un pasatiempo.
  • Anímele a participar como voluntario en la iglesia, la comunidad o las organizaciones benéficas.
¿Te ha parecido interesante? ¡Compártela!
Te llamamos

ENVIAR
cargador